Se traba el traspaso de los aviones de Pluna al concurso de acreedores

Pluna - CRJ900 en el aeropuerto de MontevideoEl complejo negocio que terminó con el cierre de la empresa Pluna y con sus aviones varados en el aeropuerto de Carrasco está pasando por una nueva turbulencia puesto que un desacuerdo entre las partes interesadas pone en riesgo el traspaso de los aviones al concurso de acreedores para que puedan ser rematados.

El pasado 2 de enero, hubo acuerdo entre el juez de concurso de feria, Álvaro González, el fideicomiso que administraba los aviones de Pluna hasta que cayó la ley, y la sindicatura del concurso para que se concretara ese pasaje en la mañana de hoy jueves 9. Pero el “excelente clima” en el que se desarrolló aquella reunión no pudo impedir que las cosas volvieran a trancarse ya que, al parecer, hubo cosas que no quedaron del todo claras.

Las diferencias tienen que ver con el pago de los US$ 1.200.000 que costó mantener las aeronaves Bombardier hasta el pasado 31 de diciembre.

En el gobierno interpretan que la falta de acuerdo ocurre porque los síndicos no aceptan dejar para después del traspaso de los aviones el debate sobre la “consolidación de cuentas”.

El fideicomiso quiere traspasar ahora los aviones y discutir luego, para que la jueza decida- quién se tiene que hacer cargo de qué cuentas.

“El que entreveró las cosas es el síndico porque no se quiere hacer cargo de una deuda anterior”, dijo a El Observador una fuente del gobierno.

Según los informantes, el encargado del fideicomiso de Pluna, Javier Liberman, propuso entregar hoy los aviones y abonar luego US$ 200 mil y no US$ 1.200.000 como pretende el síndico.

Señalan que Liberman ya abonó, con fondos aportados por el Ministerio de Economía, los cosros anteriores del mantenimiento de los aviones.

Por eso señalan que es la sindicatura la que se tiene que hacer cargo de la mayor parte de las deudas aún impagas.

Por su lado, desde la sindicatura sostienen que en la reunión del pasado 2 de enero se estableció que sería el fideicomiso el que se haría cargo de las deudas. Allegados a los síndicos dijeron a El Observador que será el juez de feria quien en la audiencia de hoy deberá definir quién se hace cargo de qué.

El fideicomiso había recibido una oferta concreta por un importe de US$ 48 millones netos por cuatro aviones. Además había dos compañías interesadas y una tercera que también había manifestado interés en los aviones.

Pero hasta que no se llegue a un acuerdo no se podrá concretar ninguna venta, ya sea de forma directa o tras un llamado a licitación.

El fideicomiso se había comprometido a pasarle a la sindicatura el contacto que mantenía con la empresa Bombardier que es la fabricante de los aviones.

Antes de entregar los aviones, el fideicomiso también debe cancelar el precontrato de venta que había firmado con los ex trabajadores de Pluna que gestionan la cooperativa Alas Uruguay y que pensaban adquirir tres de los siete aviones.

A partir de 2014 los gastos correrán por cuenta del concurso que administra la sindicatura integrada por Daniel Germán y el contador Gabriel Ferreira, en representación de la Asociación Uruguaya de Peritos (AUPE).

Fuente: El Observador

Avatar
Edgardo Gimenez Mazó
Cofundador de Aviacionline.com. Redactor en Aviación Comercial e Infraestructura. Director Comercial. Respiro aviación desde la infancia. Interesado particularmente en el mundo aerocomercial y aeroportuario. En vivo desde Resistencia, Chaco, Argentina.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here