Ecuador: TAME subastará el acceso a subsidios para volar “rutas sociales”

Foto: Facebook TAME

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, anunció que TAME subastará la operación subsidiada de las denominadas “rutas sociales”, en un intento de reducir el déficit que aqueja a la aerolínea estatal.

En el marco de su programa semanal “Enlace Ciudadano”, Correa puso como ejemplo que en 2016 la ruta entre Quito y Loja (ciudad ubicada 650 kilómetros al sur de la capital) fue subsidiada con 1,7 millones de dólares y la ruta entre Quito y Santa Rosa (550 kilómetros al sur) recibió 2,5 millones de dólares; Correa agregó que si rutas como esas no tuvieran subsidios, la tarifa sería muy superior y estaría fuera del alcance de la población local.

Mediante el nuevo sistema el gobierno establecería un monto a subsidiar por cada ruta garantizando un servicio mínimo, y las diferentes empresas interesadas podrán ofertar cifras menores para acceder al mismo.

Correa lo puso de esta manera: “tomemos un ejemplo, Quito-Santa Rosa, el subsidio nos costó USD 2,5 millones, lo que vamos a hacer es una especie de subasta, esto es una práctica muy común, decir, bueno señores yo voy a ofrecer USD 2,5 millones de subsidio a la aerolínea, cualquiera que vuele Quito-Santa Rosa, al menos USD 2,5 millones con tal de que me vuele esta frecuencia dos veces por día, etc., quien me ofrece mejores condiciones, entonces viene una compañía y dice yo le vuelo si usted me da solo USD 2 millones, otra no yo le vuelo esa ruta si usted me da solo un millón y medio y la que ofrece mejores condiciones se lleva la ruta y así disminuimos el subsidio“.

En total el año pasado se destinaron 12,5 millones de dólares a subsidiar rutas como estas a través de TAME, pero la compañía viene arrastrando importantes déficits durante los últimos años (USD 76 millones en 2013; USD 48 millones en 2014; USD 40 millones en 2015) por lo que está siendo sometida a un proceso de reestructuración que la ha llevado a suspender tres rutas de cabotaje y cuatro rutas internacionales (entre ellas Buenos Aires), así como cesar contratos de unos 400 empleados en los últimos dos años (de acuerdo a lo reportado por el diario El Comercio de Quito). El gobierno también se encuentra en la búsqueda de un socio privado estratégico que la ayude a superar la situación.

La compañía actualmente opera una red de 12 destinos nacionales y 6 internacionales (Lima, Caracas, Bogotá, La Habana, Fort Lauderdale y Nueva York). Su flota se compone de un Airbus A330-200, cuatro A320, cuatro A319, cuatro Embraer 190 y tres ATR 42-500.

Los servicios se complementan con la división TAME Amazonía, que con una flota de tres turbohélices monomotor Quest Kodiak 100 prestan servicios aéreos esenciales hacia 30 remotas comunidades de la Amazonía ecuatoriana.

Dejar respuesta

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre aquí