Aerolíneas Argentinas reconfigura sus 737-800 para posicionarse mejor en el nuevo entorno competitivo del cabotaje argentino

Aerolíneas Argentinas había invitado ayer a una conferencia de prensa en el Aeroparque Jorge Newbery para anunciar cambios en la configuración de sus aeronaves, lo que encendió las alertas acerca de cuál de los últimos rumores que anduvieron circulando terminaría de materializarse.

Finalmente este martes se confirmó que la compañía avanzará con la eliminación de la clase Club Economy de su flota Boeing 737-800.

Esta medida le permitirá incorporar entre 16 y 19 asientos más a cada una de las 31 aeronaves, que pasarán así a tener una capacidad de entre 186 y 189 asientos, la misma alta densidad que otras compañías como Andes y Flybondi, lo cual pondrá a Aerolíneas Argentinas en una mejor posición competitiva al poder reducir el costo por asiento (estimado en un 10%), que se traducirá además, según lo informado, en ahorros operativos de unos USD 73 millones para el año 2020.

Boeing 737-800 de Aerolíneas Argentinas; más asientos, más oferta, menores tarifas.

Aerolíneas Argentinas invertirá USD 15 millones en reconfigurar sus aeronaves. Las tareas se realizarán en sus propios talleres, con la primera etapa iniciándose en el próximo mes de junio, para así llegar a fin de año con 20 aeronaves reconvertidas y el resto durante 2019.

Si bien puede parecer polémica la decisión de eliminar Club Economy, la realidad indicaba que era una clase poco utilizada en cabotaje, por lo que se privilegió el poder aumentar la capacidad con la misma flota (unas 500 plazas, que equivale a tres aviones). Sí, en rutas sudamericanas una clase premium podría ser más útil, pero para eso servirán los MAX 8.

También se había rumoreado que algo parecido sucedería con los Embraer E190 de Austral (llevándolos de 96 pasajeros a 114), pero la semana pasada Dell’Acqua dijo que siguen avanzando en el proceso de reemplazo, y que para fin de año deberían llegar las primeras aeronaves.

Es muy interesante, y prometedor, ver a una Aerolíneas Argentinas tomando este tipo de acciones estratégicas que la permitirán posicionarse de otra manera ante el dinámico entorno competitivo que se está formando en el mercado aerocomercial argentino. En la misma conferencia, Dell’Acqua precisamente dijo que copiarían de las low cost aquellas cosas que consideren positivas (dando lugar incluso a la eventual venta de catering a bordo o el cobro del equipaje despachado). Bien, incrementar la densidad de asientos para aumentar la oferta, reducir el costo por asientos y por consiguiente las tarifas, es una de ellas.

Dejar respuesta

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre aquí