Ordenan auditar el proceso de certificación del 737 MAX

La secretaria de Transporte de los Estados Unidos, Elaine L. Chao, ha solicitado formalmente al Inspector General del Departamento de Transporte que “proceda con una auditoria que compile una objetiva y detallada historia fáctica de las actividades que dieron como resultado la certificación de la aeronave Boeing 737 MAX 8”.

La medida está fundamentada en la necesidad de que la opinión pública esté informada y entienda el proceso de toma de decisiones del Departamento de Transporte, y para “ayudar a la FAA garantizando que sus procedimientos de seguridad son implementados efectivamente”

“La seguridad es la principal prioridad del Departamento, y todos estamos entristecidos por las muertes producidas por los recientes accidentes que involucraron a dos Boeing 737 MAX 8 en Indonesia y Etiopía. Como saben, Boeing ha solicitado un certificado de tipo enmendado para esta aeronave en enero de 2012, y la Federal Aviation Administration otorgó la certificación en marzo de 2017”, expresó la Secretaria Chaco en el memorandum.

memorandum - departamento de transporte - auditoria 737 MAX

Esto llega luego de que en una nota publicada el domingo por el Seattle Times (que pueden leer traducida al español en el sitio del colega Diazpez), saliera a la luz cómo desde la FAA se delegaron en Boeing muchas evaluaciones de seguridad necesarias para obtener la certificación, bajo la presión de tener que sacar a competir cuanto antes al 737 MAX contra el A320neo. “El análisis de seguridad original que Boeing entregó a la FAA en relación con un nuevo sistema de control de vuelo en el MAX, un informe utilizado para certificar que el avión es seguro para volar, tuvo varios defectos cruciales”, se menciona en la nota.

Considerando lo que podría llega a extenderse en el tiempo una auditoria de ese calibre, y con tantos intereses globales en juego, los 371 737 MAX que están en tierra desde hace una semana podrían llegar a juntar bastante polvo sobre sus alas en los próximos meses. 

Air Canada, por ejemplo, ya los eliminó de su programación al menos hasta julio.

Y es que, sumado a los resultados que puedan surgir de esta auditoría, el gobierno canadiense ya expresó que en el futuro realizará su propio trabajo de certificación del MAX, en lugar de solo validar lo aprobado por la FAA. 

En este link pueden ver toda la cobertura de Aviacionline.com de la crisis de los 737 MAX.

 

Dejar respuesta

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre aquí